Calendario del huerto urbano en enero

By on 1 Enero, 2017
Plantas de acelgas

El mes de enero sigue siendo, con respecto al calendario de trabajos del huerto urbano, un mes muy tranquilo. Es uno de los meses más fríos del año pero hay que tener en cuenta que hay grandes diferencias en función de la zona geográfica en la que nos encontremos. Las zonas limítrofes del mediterráneo, en especial las situadas más al sur, prácticamente carecerán de heladas, mientras que las situadas en el interior peninsular suelen pasar muchas noches con temperaturas por debajo de los cero grados.

De todas formas, siempre es conveniente el tener a mano un calendario de trabajos del huerto urbano para no olvidarnos de realizar algunas podas, labores de mantenimiento, plantaciones, un análisis de la programación para los próximos meses, etc.

Es un mes muy indicado para la reflexión sobre todo lo acontecido en nuestro huerto urbano durante todo el pasado año. Así que analizaremos y tomaremos decisiones para ponerlas en práctica durante el próximo año, comenzando evidentemente ya en este mes.

Como ya comentamos en el caso del mes de diciembre, si tenemos plantas aromáticas y culinarias que sobreviven en esta época del año, como por ejemplo el tomillo, el romero, la salvia, la lavanda, etc. es un buen momento para podarlas, sanearlas y prepararlas, para que broten con fuerza y bien formadas en cuanto suban un poco las temperaturas.

En el caso de la Mentha y Stevia Rebaudiana, ya no tendrán sus hojas pero por ejemplo, las Menthas seguirán desarrollando sus rizomas con fuerza por debajo de la tierra. Es un buen momento para limpiar la parte aérea e incluso tirarles un poco de tierra por encima.

Recolección de habas

Verduras y hortalizas en el huerto urbano en enero

Podemos comenzar con las primeras siembras en invernadero con calefacción para adelantar en lo posible su plantación en primavera.

Si disponemos de un pequeño invernadero, lo debemos ventilar a diario como mínimo de 1 a 3 horas por la mañana para evitar excesos de humedad y que se enrarezca su ambiente.

Provenientes de nuestros semilleros o comprados, podemos ir trasplantando al marco definitivo las plántulas de lechugas de invierno, acelgas, espinacas, coles (de coles de Bruselas, coliflor, brócoli, col lombarda, repollo, col verde rizada, etc.), escarolas, etc.

Un aspecto importante a tener en cuenta es que vamos hacia fechas con mejor climatología. Esto quiere decir que las plantas crecerán con más vigor cada mes, por lo que debemos prever a la hora de programar las plantaciones para que no se nos junten.

En el caso de riesgos importantes de heladas, no dudemos en proteger los cultivos aportándoles un mulch. Nos servirán materiales orgánicos como la paja, el cañizo o utilizar en su defecto, mantas orgánicas o tunelillos de plástico. En el caso de este último recurso, deberíamos abrirlos por uno de sus lados de vez en cuando para ventilarlos, como si de un pequeño invernadero se tratase.

Podemos seguir con la siembra directa de ajos, teniendo en cuenta su verticalidad y manteniendo una profundidad equivalente al doble del tamaño del diente sembrado. Estos debemos de sembrarlos de sazón y tener cuidado con el exceso de agua para evitar que se pudran.

Si la zona no es muy fría, también podemos sembrar habas si aun no lo hemos hecho. Y plantar variedades de día corto de cebollino para poder cosechar cebollas a partir del mes de abril. No nos valen las variedades de verano.

En esta época del año ya podemos recolectar nuestras espinacas, acelgas, habas, apio, coliflores, etc. y recordemos que este mes es uno de los de mayor riego de heladas, por lo que debemos evitar, en la medida de lo posible, que se dañen los cultivos más sensibles como son las habas o las alcachofas. Para ello podemos recurrir a cubrirlas con mantas térmicas para cultivo.

Poda de frutales

Frutales en el huerto urbano en enero

Es un mes ideal para podar todos los frutales de hoja caduca. Aquellos que se encuentren tutorados, desataremos sus ramas, podaremos y volveremos a tutorar. Y los que tengan atados durante mucho tiempo, los revisaremos para evitar que estas ataduras estrangulen las ramas que han crecido en grosor.

Si deseamos plantar algún frutal de hoja caduca como el ciruelo, melocotonero, almendro, vid, peral, manzano, etc. a raíz desnuda ahora es el momento de hacerlo. Durante su plantación, tengamos en cuenta su espacio final ya que en pocos años podemos encontrarnos con árboles muy juntos y el problema no tendrá solución.

Muchas variedades de cítricos están en su punto de recolección.

Podemos realizar un abonado orgánico o compost. Por una parte aportaremos una importante fuente de fertilizantes y por otra, también protegerá los cultivos mediante su efecto mulching.

Fernando Cuenca

About Fernando Cuenca

Vinculado con el sector de la horticultura y jardinería, ha desarrollado trabajos de dirección de cultivos ornamentales y revistas técnicas del sector. Actualmente es Director Comercial y Consultor de Condelmed, S.L.. Uno de sus hobby es disfrutar de su huerto urbano.

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies